Los riesgos del sobrepeso

Dentro de nuestro cuerpo, ocurren miles y miles de procesos químicos constantemente, de los cuales depende nuestra salud y bienestar. Esos “kilos de mas” que tenemos alteran la manera en que nuestros sistemas trabajan, desviándolos de funcionamiento normal.

Sobrepasa una cuestión estética. Va mucho mas allá de si nuestro cuerpo es estéticamente “bonito” o no. Ponemos nuestro futuro y el de quienes nos rodean en peligro. ¿Cuales son los riesgos del sobrepeso? ¿Como puedo combatirlo? Estas preguntas tienen respuesta:

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) Se definen a la obesidad y el sobrepeso como una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud.

¿Cual es nuestro peso ideal?


El índice de masa corporal (IMC) es el mas simple y común indicador de la relación entre el peso y altura que se utiliza para identificar el sobrepeso y la obesidad en los adultos. ¿Como puedo calcularlo? mediante una operación simple: Se obtiene dividiendo el peso de una persona (en kilos) por el cuadrado de su altura (en metros).

El peso normal de una persona esta valorado entre los 18.5 y los 24.9. Si el resultado del calculo del IMC es igual o superior a 25, estamos hablando de un caso de sobrepeso. Si el mismo es igual o superior a 30, estaremos ante una situación de obesidad.

Si bien el calculo del IMC es un orientador importante de la situación en que nos encontramos, este solo debe ser considerado a título indicativo porque es posible que no se corresponda con el mismo nivel de grosor en diferentes personas, dado que no se diferencia entre el tejido adiposo y el tejido muscular que poseemos. Siempre es recomendable consultar con un experto en cuestión.

Las consecuencias del sobrepeso


La excesiva acumulación de grasa en nuestro cuerpo aumenta las probabilidades de contraer o empeorar la condición de algunas patologías como: cálculos en la vesícula; hernia de hiato y reflujo gastroesofágico; depresión, disminución de la autoestima; infertilidad; enfermedades cardiovasculares (principalmente cardiopatías, infartos de miocardio y accidentes cerebrovasculares (ACV)), que durante el 2012 fueron la causa principal de defunción; la diabetes (perdida de la capacidad de producir suficiente insulina o de utilizarla con eficacia); trastornos del aparato locomotor (en especial artritis, artrosis y osteoporosis, enfermedades altamente discapacitantes); cáncer de esófago, colon, recto, páncreas, hígado, vesícula biliar, riñón, próstata, estómago, mama, útero y ovario.

La solución


Es necesario entender que no existen formulas mágicas para la remoción de esta patología, y que los resultados no llegan en cuestión de horas o de un día para el otro. Debemos aceptar que los cambios comenzaran a observarse en cuestión de semanas o incluso meses.

Los hábitos de vida sedentarios son el primer y principal causante del diario crecimiento en los indices de obesidad. Los pequeños cambios son, a mi gusto, la manera mas fácil de provocar un cambio que, progresivamente, nos ayude a llevar una vida mas activa: Evita el uso de transporte publico si tenes que recorrer distancias cortas, que podes aprovechar para caminar. Usar la bicicleta en lugar del colectivo. Achica las porciones a la hora de comer (usar un plato mas chico puede ser de gran ayuda). Practica deportes, o recurrir al gimnasio (siempre en compañía es mejor).

A la hora de comer, es siempre importante hacer, como mínimo, 6 comidas al día. Si bien es sabido que el desayuno, almuerzo, merienda y cena son fundamentales, debemos incluir también colaciones a media mañana y media tarde. ¿Por que? de esta manera, nos mantenemos alimentados durante todo el día y evitamos llegar a las principales comidas con voracidad excesiva. Tiene también mucha importancia el mantenerse hidratado durante todo el día. Bien sabemos que nuestro cuerpo esta constituido mayormente por agua, y la misma se pierde muy rápidamente, por lo que debemos reponerla constantemente para evitar sufrir descompensaciones o disminuciones en el rendimiento psicofisico.ejercicio

Una buena manera de comenzar seria alejándose de las bebidas gaseosas y consumiendo mayormente agua. Adhiriendo frutas y verduras a tus comidas y reemplazando las comidas con preparación frita por algunas realizadas al horno.

Lo importante es que, de a poco, el movimiento vaya cobrando protagonismo en la vida diaria. No existen dietas milagrosas ni alimentaciones que por si solas hagan magia. Solo la responsabilidad y el compromiso de ponerse en movimiento, ayudado por una alimentación adecuada va a ayudar a deshacerte de esta patología y aumentar tu calidad de vida.


Por Julian Beviacqua
Prof. Nac. de Educacion Fisica
@jubevia

Anuncios

4 comentarios en “Los riesgos del sobrepeso

  1. Realmente interesante. Me gusta la perspectiva de los pequeños cambios en la rutina. A veces no dimensionamos el riesgo de la obesidad.

  2. Un problema en aumento en los ultimos tiempos, sobre todo en nuestro pais. A ver si hacemos algo para solucionarlo. Se empieza por uno mismo!

Danos tu opinion

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s